Fernando Pereira, actual presidente del Frente Amplio, partido de oposición al gobierno actual del Uruguay, fue entrevistado por la reconocida periodista Raquel Daruech, conductora y productora de dicho programa. Mirá el primer programa y entérate de todos los detalles aquí.

Primer programa de “La Sed y el Agua” 2022

Acerca de Fernando Pereira Kosec: Es el presidente actual del partido político uruguayo de izquierda Frente Amplio. Siempre estuvo afín a la izquierda política, acompañando a Hugo Batalla primero y después a la Vertiente Artiguista. Se considera frenteamplista y católico. Con 31 años de actividad gremial en la Federación Uruguaya de Magisterio, entre 2015 y 2021 lideró el movimiento sindical uruguayo siendo presidente del PIT –CNT. En su momento, fue uno de los principales impulsores del Referéndum para derogar la ley de Urgente Consideración que fuera promulgada por el presidente Luis Lacalle Pou, la cual sigue vigente. En septiembre de 2021, el nombre de Pereira fue mencionado reiteradamente para la presidencia del Frente Amplio. A los días aceptó la postulación, la cual tuvo por competidores a Gonzalo Civila e Ivonne Passada. Finalmente, el 23 de diciembre, avanzado el escrutinio y con una diferencia entre sus contrincantes imposible de dar vuelta, resulta electo presidente de la principal fuerza de izquierda de Uruguay. En las elecciones celebradas el 5 de diciembre de 2021, resultó electo presidente del Frente Amplio, la principal fuerza política de izquierda del Uruguay. Asume dicha responsabilidad, el 5 de febrero de 2022, día de celebración del 51° aniversario de dicho partido frente al Plenario Nacional del FA. En su discurso, Pereira hace referencia a las tareas y acciones que llevará a cabo y nombra a su gabinete de trabajo.

Principales temáticas

*Dominio mediático de la derecha

En primera instancia, la periodista le consultó si notaba y si se ha sentido que existía un desgaste de algunas figuras públicas de la izquierda en general contraponiéndolo con el dominio mediático en horas y en medios que tiene el centro y la derecha política para comunicar.

A lo que Pereira respondió que: “Es abismal la potencia que tienen los medios de derecha, la cantidad de horas de salidas públicas y columnistas que tienen en relación a la izquierda a pesar de que fuimos la mitad en la elección de noviembre 2019. No creo que nos debamos acostumbrar. Debería existir una forma que la democracia respetase los espacios públicos de transmisión”.

Y luego agregó: “Desgastes hay sí en todas partes. Incluso Lacalle lo está por un conjunto de errores cometidos en los últimos meses, pero de eso se puede salir. El problema es si tenemos la institucionalidad, la fortaleza democrática, el intercambio, los espacios públicos para comunicar las ideas de todos, que hoy no se está dando. Si bien nos muestran gráficas, las encuestas y estudios que tenemos demuestran que la prevalencia de la derecha o de la coalición de gobierno en relación a la izquierda en los medios es muy importante tanto en Montevideo como en el interior del país”

Asimismo aseguró que esto le da a la derecha predominio público, pero eso no significa que vayan a ganar las elecciones del 2024, ya que la izquierda tiene otros instrumentos. Entre estos detalló: “Por un lado habla con la sociedad en un mano a mano por el “Frente te escucha”, por otro lado hay 440 comités de bases abiertos durante los últimos 5 años y también comunica por sus redes sociales”.

*Manejo de redes sociales en la actualidad

Al respecto Daruech le consultosi elFrente Amplio ha tomado conciencia que hoy el manejo de las redes es un modo de militancia.

Pereira explicó: “Si ha tomado conciencia, pero no sé si la ha desarrollado todo lo que pudiera, eso siempre está en debate, si bien las departamentales y los militantes usan las redes, no sé si de la mejor manera. De hecho lo estamos pensando con un grupo de comunicadores, publicistas para ver cuál es el mejor canal para transmitir las ideas del Frente Amplio porque en la medida que se conozcan seguramente van a predominar sobre las ideas conservadoras. Lo que sucede también, es que las redes también son muy adictivas y muy dañinas. Twitter se ha convertido en una cloaca y por más que todos mis asesores me dicen que debería tener una cuenta allí, me niego a entrar en un mundo donde el golpe bajo es la práctica diaria. Los humanistas tenemos que cuidarnos a nosotros mismos, porque no me quisiera terminar transformando en uno más de los internautas que insulta al otro. Prefiero la reflexión, el intercambio, una columna en Facebook o estar en Instagram que el conventillo en Twitter. Y en verdad esto es una discusión porque Twitter marca la agenda política, entonces ¿cómo sustituís esa marcada de agenda? Está en debate. Seguramente se encuentre una solución”.

El presidente Lacalle Pou y la selfie

Para Daruech el presidente de la República, con la selfie marcó un camino en Uruguay. Sobre esto le consultó a Pereira si consideraba que era otra manera de ser y ver la política.

Pereira señaló: “El uso de la selfie le da una cercanía, un protagonismo muy alto a la gente. La cercanía es esencial. Yo hace 35 años me levanto a las 8 de la mañana y voy a la feria de Tristán Narvaja y tengo esa cercanía con el que va a la feria, con el que lee el diario, con el que te pregunta la perspectiva. Y es un paseo que te da una cercanía brutal, y un gran aprendizaje, al igual que  en el cine, el teatro, porque la política acercada a la gente es una política de mejor calidad. El presidente lo tiene bien ese tema y buena parte de la izquierda también. Otros no entienden nada, por ejemplo si una senadora de la República le dice a usted en el Parlamento en una interpelación que parte del Frente Amplio está financiado por el Narcotráfico y no tiene una sola prueba eso no es comunicar bien, sino que es hacer daño a la institucionalidad nacional y de la República. Tenemos que ser muy cuidadosos entre nosotros mismos, no para no decir lo que pensamos, sino para no dañar los cimientos mismos de la democracia que forjó Uruguay durante muchas décadas”.

Brasil y la segunda vuelta entre Bolsonaro y Lula

Sobre este ítem Pereira explicó: “Lula hizo tuvo una gran votación, casi 57 millones, casi la mitad de los votos válidos, un número imponente para cualquier lugar. Con esa performance consideramos que va a ganar, pero no deja de ser preocupante que Bolsonaro haya obtenido la cantidad de votos que obtuvo, dado que ha tenido posiciones tenebrosas en relación a las mujeres, a la diversidad sexual, al racismo, a la homofobia, con un discurso sumamente duro, cuesta creer que tenga ese nivel de apoyo”. 

Daruech le consultó luego que Lula afirmó que si gana las elecciones, la transición puede llegar a ser tumultuosa, ya que Bolsonaro nombró a muchos militares en cargos públicos. Pereira respondió: “Es todo un desafío, esperamos que el Presidente uruguayo, cuando se sepa el resultado de la segunda vuelta, lo reconozca de inmediato, como todos los presidentes de Latinoamérica, para consolidar una democracia verdadera en Brasil y en América Latina”.

Las relaciones públicas en el Uruguay

Sobre esta interrogante, Pereira puntualizó: “Uruguay tiene problemas al respecto. En los últimos 4 meses tuvo errores muy difíciles de explicar por la comunidad internacional”.

Entre estos cabe señalar:

El pasaporte a Marcet

“Por un lado el pasaporte a Marcet es un bochorno. No saltó ninguna alarma de un narcotraficante que estaba preso en Uruguay por entrar con un pasaporte falso, ni que el decreto de 2014 permitía dar el pasaporte, pero que también permitía negarlo, que desde las asesorías diplomáticas donde estaba preso Marcet, se daban indicaciones que convendría esperar y sin embargo se hizo todo para que ese pasaporte se diera rápido. No tengo desconfianza que el gobierno tenga un vínculo, pero sí creo que al gobierno se le paso un elefante por un radar y cuando esto sucede en un país es grave. Uruguay fue muy cuestionado por este tema”.

Asumió una política de perforar la política antitabaco a pedido de la empresa Montepaz

“Esto es condenado a nivel internacional, le costó la elección de Salinas pero además perdió prestigio internacional en una cuestión donde Uruguay era pionero y había logrado cambiar las conductas de hábitos que la sociedad uruguaya tenía durante décadas”.

Daruech le consultó si esto haría que fuera más permisivo, o se mantendría el hecho de no dejar fumar en ámbitos cerrados, etc., a lo que Pereira comentó:

“Las empresas no piden cambios para vender menos. Yo pensaba que no se iba a perforar por ningún lado, pero ya se perforó por la cajilla y por el dibujo de los filtros del tabaco. Que si bien dicen que no tiene nada que ver, por algo te lo piden. Los principales especialistas en marketing trabajan para las tabacaleras  y en márgenes chiquitos logran cosas fantásticas. Lo cierto es que Uruguay había logrado bajar en un porcentaje muy  importante los fumadores. Ojalá el gobierno elimine este decreto o vuelva el Frente Amplio para eliminarlo porque perforaciones de este tipo en la agenda del Frente Amplio no tiene lugar.

El caso Astesiano

“El Uruguay democrático de la gente es mucho más profundo que el que se ve en el mundo político donde se llegan a decir barbaridades. Creo que no lo hago, intento no hacerlo. Si puedo discutir apasionadamente, pero no digo disparates porque puedo ser duro con las ideas, pero suave con las personas. Hay que cuidar a las personas y su integridad. No hay que atacar la moral salvo que se violenten normas de la moral. El caso Astesiano es un caso claro. Si usted tenía al lado suyo un jefe de seguridad que tenía múltiples indagatorias y por un asunto raro, los procesamientos no figuraban en esas fojas algo hay. Todavía nadie explicó cómo se disocia una cédula de un hombre.

Cuando dije que el gobierno debía aclarar hubo molestias, pero lo cierto es que el gobierno está aclarando desde ese momento hasta ahora. Sobre todo si fue informado el presidente por parte de la inteligencia uruguaya sobre este problema y acá se debería dar explicaciones. Cómo se nombró la custodia del presidente, por qué esta persona pasó los filtros de Rodrigo Ferrés. Habiéndolo decidido o no, él es el responsable político por el nombramiento de toda la custodia del presidente. Todavía están aclarando que no se pueden aclarar. Por ejemplo porque un policía cambia la foja una vez que la noticia se hace pública, qué dice el sumario, aparte no se le muestra a la sociedad cuando fue cambiado el expediente, etc. Pero en todo caso, si se olvida los antecedentes penales, si tiene 30 indagatorias, se podría tener ese número para ocupar el cargo de custodia del jefe del Estado Uruguayo, por ende sí puso al Uruguay en peligro. No solo es un problema de la familia, es un problema internacional.  Sobre este caso no se sabe cuál es el monto de la estafa. Se dice que hay pasaportes de U$50.000, otros dicen U$10.000 pero en realidad nadie sabe del monto que se manejó. Hay que aclarar todo esto.

Yo no digo que haya que seguir las actividades políticas porque estoy en contra del espionaje político, pero él era la seguridad del presidente. No hay dudas que en este tema falló la inteligencia uruguaya. Pegado al Jefe de Estado teníamos un delincuente. No se puede decir que no es de confianza del presidente, cuando en sus vacaciones es la única persona que va. Eso es de mucha confianza.

Entonces hay un error del presidente por exceso de confianza como él mismo admitió, ¿pero luego, las voces que deben de decirle esta persona no es la adecuada, lo hicieron? Lo único que podemos ver es que el presidente aparentemente no fue advertido lo suficiente, porque nadie va a dejar custodiando a su familia o su propia seguridad a alguien que tiene este legajo, estos antecedentes y estos problemas.

“No están en peligro las instituciones democráticas, sino que lo que está en peligro es la credibilidad de la selección de personal que hace un gobierno para cuidar un jefe de estado. Es algo muy delicado”.

“No creo que Lacalle Pou esté metido en un problema, que se haya metido en una organización. No lo creo ni lo pienso. Pienso que Lacalle es un hombre de bien, pero a la hora de gobernar tiene fallas como estás o como lo que comenté de Marcet y la perforación de la ley antitabaco. Comete errores porque no estaba preparado para dirigir parte de su gestión. El gobierno actual demostró que no está preparado para temas esenciales como abatir la pobreza, para que la gente gane el salario más adecuado. Si confío en el presidente pero las decisiones que ha tomado han sido totalmente desacertadas en los aspectos que le mencioné, pero sobre todo en su modelo de administración del país”.

Daruech luego le preguntó su opinión en cuanto a la Propuesta de Cabildo Abierto de la dejar en libertad a los presos por crímenes de Lesa Humanidad.

Pereira respondió: Vengo de una familia que tuvo presos, exiliados, destituidos, torturados, etc., pero no tenemos rencor. Nos duelen las cosas pero creemos que tenemos que construir un país hacia el futuro. Pero ningún país puede hacerlo sin saber su pasado. Nosotros tenemos 197 desaparecidos que buscamos hace mucho tiempo. Han aparecido apenas 7. Desde 1985 al 2005 no hubo ni un solo procesado por violentar los derechos humanos y no hubo ni una sola aparición de restos de desaparecidos. En los sucesivos gobiernos del Frente Amplio se encontraron algunos restos y fueron procesados decenas de militares hasta el día de hoy. Tuvo que llegar al gobierno para que la impunidad no fuera total. Se podría ir ido más allá, probablemente, no lo discuto, pero en 20 años no se ha avanzado nada. Todo el avance que hubo fue aquel llamado de Jorge Batlle, el cual apoyé, para que Pepe Delia integrara la Comisión para la verdad, pero finalmente descubrimos que los militares en la Comisión para la verdad no habían dicho la verdad. De hecho sobre los restos del maestro Julio Castro habían dicho que lo habían tirado al mar pero aparecieron sus restos”.

¿Cuál es la relación que puede llegar a establecer el Frente Amplio con Cabildo Abierto que busca consensos más allá de la coalición que integra?

Hay que ver que tiene propuestas programáticas que parecen nacionalistas, no tanto de derecha sino más bien de centro. Por ej.: cuando propone instalar el Consejo Nacional de Economía, ¿qué consenso tendrá en la Coalición? ¿Y qué consenso tendrá en el Frente Amplio?

Pereira destacó:

“Siempre planteamos que la voluntad del Frente Amplio es dialogar y concordar con temas que sean de largo plazo, pero el problema lo va a tener dentro de su gobierno. Cabildo Abierto no puede hacer de cuenta que no gobierna. Ellos son gobierno también, ocupa ministerios, principales organismos y son parte de la bancada. Y el gobierno le ha dado portazos leves, que no creen que sea el momento ni la forma, que no creen que en el Consejo de Economía, entonces el dialogo se corta porque los propios socios de Manini le dicen que no. Y no va a haber un acuerdo entre Frente Amplio y Cabildo Abierto.  Si uno quiere buscar políticas de estado tiene que hacerlo entre todos los partidos que conforman el espectro político nacional. Me da la impresión que la principal dificultad la tienen sus socios de gobierno que públicamente le han dicho que no”.

Entre otras temáticas Pereira también explicó:

Aumento de la línea de pobreza

“El gobierno nacional es fuertemente conservador en su política. Si un gobierno atraviesa una pandemia y en el medio de esta hay un ajuste fiscal, estaba claro que iban a caer por debajo de la línea de pobreza decenas de miles de uruguayos. Cayeron entonces 100.000 mil en la pobreza y en tres años solo 20 mil salieron. Ahora hay entre 72.000 y 75.000 pobres más que en el 2019. Es un dato alarmante, sobre todo que aún exista tanta gente alimentándose en las ollas populares. Hay urgencia alimentaria.

Pero hay políticas compensatorias, que se deben aplicar, pero claramente implican que se invierta. Porque no es posible tener gente con hambre en un país que produce para 30 millones de habitantes y viven en él, 3 millones y medio. ¿Cómo se explica esto? Uno ve que hay un crecimiento de los depósitos por más 3000 millones de dólares por año en plena pandemia y gente que se alimenta en ollas y vive en situaciones insostenibles para un país de este tamaño”.

“La pandemia trajo problemas graves en todo del mundo. Desde falta de movilidad, de producción, paro del trabajo en algunas ramas, cierre de fronteras, poco ingreso del turismo, etc., pero luego la política que se aplique tiene que ser capaz de aplicar políticas públicas que ayuden a los que estén más golpeados. Por ej.: Los trabadores informales perdieron el empleo sin cobertura del seguro de paro, solo tuvieron acceso a alguna canasta. No hubo una política pensada para ese sector que era lo que recomendaba la Facultad de Ciencias Económicas. Las recetas mágicas neoliberales de que en algún momento la economía iba a crecer y derramar no ocurrió. Persisten de los 100.000 uruguayos que cayeron en la pobreza, 75.000 y durante 3 años consecutivos.

“La pobreza tiene cara de mujer, de niño y de afrodescendiente. Es doloroso. El país de una manera u otra discrimina a jóvenes afrodescendientes para que esa gente no tenga oportunidades. Y también decirse antirracista es tener políticas antirracistas. El Frente Amplio debe pensar cuales son las suyas en el caso de que llegue al gobierno las pueda aplicar”.

Programa de gobierno del Frente Amplio

Por otro lado Daruech le preguntó si hoy en día el Frente Amplio tiene un programa de gobierno.

Pereira especificó:Sí, desde el primer día estamos trabajando. Están adelante del programa Ricardo Erlich y Álvaro García, hay una veintena de unidades temáticas que están generando conocimientos, valores y entrevistándose con la ciencia, la academia, la intelectualidad, la cultura pero al mismo tiempo, con los insumos que surge de El Frente te Escucha, porque de ahí surge lo que la gente necesita e incluso cuando dice cuales fueron los peores errores cometidos es cuando se constituye una herramienta formidable para el programa del Frente”.

Además se dejaron en claro otros ítems que se pueden apreciar en la entrevista en vivo en el comienzo de esta reseña.